In Tiendas online

Como gestionar los gastos de envío en tu tienda online: Tratamos una cuestión delicada. Cuando cualquiera de nuestros clientes emprende el camino de poner en marcha su negocio online, una de las dudas iniciales es cómo tratar el tema de los gastos de envío.

Por supuesto, el tipo de producto a vender marcará una diferencia inicial. Si los paquetes a enviar son poco voluminosos y con poco peso tendremos unos gastos propios mucho pequeños y “asumibles”. Sin embargo, si vendemos artículos cuyo embalaje, peso o tamaño son grandes los costes subirán e incrementarán la compra de nuestros clientes de manera inevitable.

Supongamos que nos movemos en un tipo de catálogo donde los productos se mueven en parámetros “normales”.

Los primeros pasos cuando tengamos en mente montar una tienda online es saber cuál va a ser el coste real para nosotros de realizar los envíos. Una vez que sabemos cual es el pedido “tipo” que vamos a tener que suministrar hay que comenzar a comparar tarifas y condiciones que nos ofrecen las distintas empresas de paquetería. En nuestro país tenemos como empresas más reconocidas algunas como MRW, Correos, SEUR, Nacex, DHL o ASM. Hay que ver cuáles son las que mejores tarifas tienen para vuestras necesidades de envío. Hay que tener presente que en el momento que empecéis a tener pedidos en vuestra tienda online las tarifas serán personalizadas. También así podremos conseguir precios más reducidos. Como en todo, cuanto mayor sea el volumen de pedidos y negocio, menor será el coste de cada envío.

A nivel técnico, y para nuestra página web, cualquiera de estas compañías de paquetería ofrecen soluciones de integración a través de plugins para Prestashop o WooCommerce. Con ello tener distintos servicios integrados como por ejemplo la generación de pegatinas o etiquetas para el envío de los paquetes o el envío de los códigos de seguimiento a los compradores se facilita mucho.

Los gastos de envío en tu tienda online: Una vez que tengamos claros nuestros costes, ¿Cuánto le repercutimos al comprador?

Es un tema importante. Los gastos de envío repercuten enormemente en la decisión final de compra. También es el factor más importante para los denominados “carritos abandonados”. El cliente va cargando artículos en su cesta de la compra, le parece que el precio está bien pero en el carrito se encuentra con un plus que puede hacer que al final ese precio ya no sea tan bueno o bien se pierda la confianza inicial en el negocio online.

Lo que está claro es que la estrategia para los gastos de envío en tu tienda online es algo a pensar con detenimiento, calculadora y ánimo de vender.

Gastos de envío Gratuitos

Está claro que si nuestro margen comercial nos lo permite la fórmula ideal será ofrecer gastos de envío gratuitos. Es un arma tremendamente atractiva para atraer nuevas compras y clientes. Sería algo a destacar visualmente en todas las campañas y en la imagen de nuestra tienda online, algo a explotar.

Gastos de envío Gratuitos a partir de cierta cantidad

Por debajo de esta fórmula ideal está esta opción. Por ejemplo, fijar un listón de 100 € para determinar a partir de qué cuantía serán gratis. También en un buen recurso promocional para incentivar al cliente a “rellenar” su cesta de la compra todo lo necesario para ahorrarse el envío. En otro artículo hablaremos de términos como Cross Selling o Upselling para aumentar el volumen de nuestros carritos y ventas.

Los gastos de envío en tu tienda online: cálculo por peso.

Con las tarifas de nuestra agencia de transporte en la mano, podemos también fijar los gastos de envío por el peso del carrito. De esta manera, en las fichas de nuestros productos deberemos añadir el peso de cada uno de ellos. El sistema irá calculando automáticamente el peso de nuestra compra conforme vayamos añadiendo artículos. En relación a ese peso, nosotros en la administración de nuestra tienda marcaremos distintos “escalones” de gastos de envío. Por ejemplo, de 0 a 5 Kg de pedido cobraremos 5 €, de 5 a 10 kilos 8 € y así sucesivamente.

Los gastos de envío en tu tienda online con un coste fijo.

Quizás sea una fórmula demasiado rígida. Pero puede ser una buena solución para que el comprador lo tenga claro y no dude. Funcionará si nuestro margen de negocio nos permite que esa cantidad fija sea baja. Así aunque el pedido sea pequeño no repercuta en un importe elevado. Es una especie de “tabla rasa” donde por ejemplo ponemos unos gastos de envío de 3 € que resultan muy asumibles y con los que tendremos unos pedidos más rentables que otros.

 

Como podéis ver no existen reglas universales en este sentido. Lo que está claro es que es una cuestión a la cual prestar atención. Nos jugamos la finalización de muchas de nuestras compras.

 

Contacta con Nosotros

Puedes contactar con nosotros sin compromiso. Atenderemos tus dudas gustosamente!!

Tienda Online Cebrián PeluquerosContenidos posts para páginas web